Vivir donde la vida no vale nada

Vivir en Yemen es vivir donde la vida no vale nada…

Antes que nada, Faten está bien, que es sin duda lo más importante, pero el miedo y la incertidumbre de no saber si regresarás a casa viva, es una enorme violencia que cada día se ejerce sobre millones de inocentes.
Aún estamos temblando… Este es el proyectil de kalashnikov que esta mañana ha caído sobre el coche de Faten, nuestra compañera en Yemen, alma mater de Solidarios Sin Fronteras. ONG de ayuda en Yemen, la mujer más increíble que nunca jamás hemos conocido, tras ser disparado desde algún tejado o terraza en Sana’a.
Una «bala perdida» que en esta ocasión, gracias a toda la fortuna del mundo mundial, solo ha provocado daños materiales (sobre el vehículo), pero no sobre Faten ni sobre nadie más.
Ella escribe esto en su perfil para que reflexionemos sobre la enorme cantidad de personas que cada día, en medio de una guerra, son heridas o mueren por estas balas perdidas, y sobre la imbecilidad de quienes «juegan» a la guerra con la vida de millones de personas.
«No digo que hoy puedo escribir el primer capítulo de mi nueva vida… porque si llega el tiempo de morir, no se pospone…
Pero ¿cuánto tiempo durará el desprecio por las vidas de las personas por culpa de los locos imbéciles? ¡Parad ya, ignorantes…!
Gracias a Dios el daño en mi coche fue pequeño y yo estoy bien… Pero cada día muchas otras personas no tienen esta suerte y son heridos o asesinados por actos aleatorios e inmorales que todos practican sin pausa, sin motivo lógico o racional, tanto los irresponsables con poder hasta el más pequeño de los individuos».
Faten.
No podemos imaginar la vida sin ella… Sin la mujer que desde hace 5 años y medio, cada día nos demuestra que las heroínas muchas veces no llevan capa. Ella es nuestro motor, nuestro ejemplo, nuestro modelo a seguir.
Y menos aún, pensando que un arma o un proyectil vendido por nuestros países, podría haberla matado…
GRACIAS eternas porque no ha sido así.
Más que nunca, solo deseamos entrar en Yemen para abrazarla. A ella, a Widad, a Hussein, a Ali.. ¿Entendéis lo que es tener a parte de la familia bajo asedio, bombas, proyectiles, y no poder abrazarles desde hace casi 6 años???
¿Entendemos por un momento el infierno que viven CADA DÍA millones de personas en países en guerra mientras el resto del mundo mira hacia otro lado?
Faten, te queremos con todo el alma; con toda y más.
Si quieres seguir apoyando nuestros proyectos, aquí te mostramos las distintas formas de hacerlo:
Translate
Suscríbete a nuestro boletín de noticias

Suscríbete a nuestro boletín de noticias

Introduce tu correo electrónico para saber todo lo que hacemos en Yemen.

Consentimiento

Gracias por suscribirte. Pronto tendrás noticias nuestras.